Blog

¡Recibí las últimas novedades de la Academia!

¿Qué es un elevator pitch y cómo armarlo en pocos pasos?

Ventas Online

¿Qué es un elevator pitch y cómo armarlo en pocos pasos?

¿Querés saber qué es un elevator pitch? ¡Seguí leyendo y enterate cómo armarlo en pocos pasos para integrarlo a tu estrategia!

¿Qué significa elevator pitch?

Quizás estas pensando en emprender o tenes una idea de negocio, pero te falta una parte muy importante: la inversión.

Hay algo que tenes que saber: en cualquier lugar o momento podemos cruzarnos con ese alguien. Es decir, con esa persona que tenga interés y posibilidades en invertir en tu idea.

Por eso, hay que estar preparado para ese momento tan especial. Si no estás preparado para contar tu proyecto y captar la atención del posible inversor, habrás perdido una oportunidad de negocio. Es por eso que en la nota de hoy decidimos contarte acerca del elevator pitch.

El elevator pitch es una palabra en inglés que en español se traduce por “pitch de ascensor“. Probablemente sepas que pitch se refiere al discurso de presentación sobre un proyecto o emprendimiento ante potenciales clientes o accionistas.

Pero la palabra “elevator” o ascensor le agrega la característica de que puedas narrarlo en lo que dura un viaje de ascensor. Es decir, muy poco tiempo: 1 minuto o 30 segundos.

Es importante que sepas que no se trata de contar toda la información que tengas de tu proyecto. El objetivo es poder obtener una entrevista o reunión posterior con esa persona, donde sí podrás explicarle con más detalle tu proyecto.

¿Qué es un elevator pitch y cómo armarlo en pocos pasos?

Preparar un elevator pitch en cuatro pasos

Por eso, armamos esta guía para que te prepares con todas las herramientas para preparar el mejor elevator pitch posible. A través de estos simples pasos, te aseguras un gran comienzo. ¿Empezamos?

1. Definir bien a tu público objetivo

Si queremos obtener una verdadera propuesta de valor, es imprescindible que delimitemos a nuestro público objetivo. Muchos emprendedores pueden cometer el error de querer llegar a todo el mundo.

Entendemos que es el sueño de todas las empresas, pero es muy difícil satisfacer las necesidades de todo el mundo con tu producto o servicio.

Por eso, definir tu publico es clave, en cualquier venta que quieras hacer. La idea es definir a tu cliente ideal o buyer persona. Para hacerlo, tenes que hacerlo a través de sus características, intereses, datos demográficos. Y describirlo con el mayor detalle posible.

Muchas veces, nuestros actuales clientes pueden ayudarnos a armar un buyer persona. ¿Cómo? Leyendo los datos de quienes efectivamente revisan nuestro producto o servicio. Con la ayuda de Google Analytics, sabrás quienes son aquellos que revisan tu web, cómo lo hacen y desde donde.

2. Identificar el problema

Un vendedor ideal sabe que su producto o servicio solo es eficiente cuando satisface un problema o necesidad. ¿De quién? Del cliente.

El vendedor actual sabe que la idea no es convencer a su público de algo, sino ofrecer soluciones a necesidades preexistentes.

Por eso, es importante que investigues de qué hablan tus clientes que ya adquirieron tu producto. Esto puede ser parte de reseñas en redes sociales, en tu página web o por medio de una encuesta de satisfacción.

Así, al ponerte en contacto con ellos de primera mano, podes enfocar tu idea hacia los aspectos positivos. Y a su vez, dejar atrás los negativos, ya que si no sabemos cuáles son, no podemos mejorar.

Además, en tu elevator pitch podrás respaldar lo que afirmas con fuentes consultadas. Esto le dará mayor credibilidad a tu mensaje.

¿Qué es un elevator pitch y cómo armarlo en pocos pasos?

3. Desarrollar tu solución

Después de que hayas realizado los dos pasos anteriores, seguro ya sabes la solución. Es decir, ¿qué problema soluciona tu producto o servicio? ¿Y cómo?

Lo más importante es saber transmitirlo en un lenguaje claro y sencillo. De esta manera, nos preocupamos de que al inversor le quede claro a donde aportará su dinero.

4. Crear tu mensaje

El último paso es finalmente darle forma a tu elevator pitch. Recordá que no debe exceder de un minuto diciéndolo en voz alta. Por lo tanto, para terminar, te dejamos unos consejos para que te ayuden a la hora de pensar el armado final.

  • Asegurate de romper el hielo con una pregunta que capte la atención. Funciona muy bien que puedas usar un dato de una cifra a través de la cual desarrollar tu idea. Si captamos la atención, ya tenemos la mitad del plan.
  • Presentate con tu nombre o apodo, de una manera cercana.
  • Contá a qué se dedica tu empresa en tres palabras clave.
  • Describí el problema y por qué es relevante para tu público objetivo.
  • Explica por qué tu producto presenta la solución.
  • Deja claro el beneficio de tu negocio.
  • Incluí una frase que deje abierta la posibilidad de concertar una reunión para hablar en detalle.
  • Recordá llevar tu tarjeta de presentación, para ofrecerla al final.

En conclusión, un elevator pitch es una herramienta muy útil para encontrar nuevos inversores. Por eso es tan importante saber hacerlo bien. Como vendedores expertos, tenemos que estar preparados para cualquier circunstancia y cualquier medio.

¿Querés triunfar como vendedor en el nuevo escenario digital? En nuestro ‘Curso de venta digital’ te enseñamos las mejores técnicas y te brindamos las herramientas clave para perfeccionar tus habilidades y aumentar tus ventas exponencialmente. ¡Descubrilo!

Curso de capacitación en ventas digitales.

¿Tenés alguna duda? ¡Dejanos tu comentario!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Suscribite a nuestro Newsletter!

Y recibí en tu casilla de correo todas las novedades sobre Marketing y Venta Digital de la Academia.