Blog

Conocé el proceso de toma de decisiones y mejorá tu liderazgo

Me Late el Ojo

Conocé el proceso de toma de decisiones y mejorá tu liderazgo

¿Qué es la toma de decisiones? ¿Cómo ayuda a mejorar tu liderazgo? Enterate de todo eso y mucho más en esta nota. ¡Seguí leyendo!

¿Cómo es la toma de decisiones de una empresa?

Una organización exitosa se basa en la capacidad de toma de decisiones empresariales en momentos claves. Sin embargo, muchas veces se cree que los directivos toman decisiones de forma natural.

Y esto no es tan sencillo como parece y no tampoco tiene que ser tomado a la ligera. Por eso, emitir decisiones acertadas incide en el resultado y el éxito de campañas, proyectos y de la empresa en general. Aunque no lo creas, la toma de decisiones tiene un impacto determinante en la supervivencia de las empresas.

Ciertamente, en este proceso de decisión influyen varios elementos. Por ejemplo, los objetivos deseados, tiempos de realización, presupuesto, limitación de recursos, etc.

No obstante, por sobre todos estos factores, lo que tiene mayor peso son las cualidades del directivo. Es decir, el estilo de liderazgo, la empatía, el talento para motivar a sus equipos, la capacidad de respuesta ante los problemas.

Estas son algunas de las habilidades que se le deben exigir a un profesional que toma decisiones de dirección. Eso por un lado.

Por otro lado, en la toma decisiones directivas también se consideran métodos, herramientas y procedimientos apropiados, teniendo en cuenta que toda decisión tiene un lugar determinado según sus impactos y en la escala de riesgo.

Por lo tanto, hoy queremos mostrarte algunas prácticas que consideramos útiles para la toma de decisiones. ¿Empezamos?

¿Qué es la toma de decisiones? ¿Cómo ayuda a mejorar tu liderazgo? Enterate de todo eso y mucho más en esta nota. ¡Seguí leyendo!

Las mejores prácticas para la toma de decisiones

1. Examiná el panorama

Las mejores decisiones se toman cuando uno es capaz de ver la situación de forma global e integral. Por lo tanto, tener una perspectiva general es una estrategia que nunca falla.

Un buen directivo nunca toma decisiones cuando está atrapado en el presente. Por el contrario, tiene que alejarse momentáneamente de los hechos para saber qué es lo que más le conviene a él y a los suyos.

2. Definí lo que querés

Lo que hagas depende del problema que quieras resolver. Por eso, es importante sopesar los diversos aspectos de la situación y diagnosticar bien el problema. Si son varios problemas, te recomendamos elegir uno de ellos.

3. Clarificá los criterios más relevantes y tomá decisiones

Por otro lado, hay que saber identificar los criterios de decisión que te servirán para evaluar las alternativas de solución. Por ejemplo, factores económicos, estratégicos, legales, reputacionales, sociológicos, de aprendizajes, confianza, etc.

Te recomendamos usar toda tu creatividad para ir generando alternativas de solución del problema. Evaluá esas alternativas según los criterios definidos anteriormente.

4. Consultá información opuesta

Por otro lado, es importante buscar opiniones e información que se opongan a la tesis que ya tenes en mente y que se perfila a convertirse en una decisión concreta. 

Resulta productivo consultar información opuesta o que al menos no coincida del todo con tu tesis, aunque después no cambies de opinión. Es bueno que por lo menos tengas en cuenta otra visión de las circunstancias.

Hay que disponer de toda la información posible sobre cada una de las alternativas y sus consecuencias. El tratamiento correcto de la información te permite discernir mejor qué acción es más conveniente ejecutar en tu empresa.

¿Qué es la toma de decisiones? ¿Cómo ayuda a mejorar tu liderazgo? Enterate de todo eso y mucho más en esta nota. ¡Seguí leyendo!

6. No hay toma de decisiones sin consultar a tus colaboradores

Si bien la toma de decisiones depende del directivo y principal responsable por ellas, consultá con tus colaboradores y pedí sus opiniones sobre lo que tenés planificado. 

Si sos partidario de los climas participativos, podes incluso realizar sesiones de lluvia de ideas (brainstorming). Se trata de una técnica creativa grupal creada por Alex Faickney Osborn en el año 1939, con el fin de ampliar la generación de ideas sobre un tema específico.

Después, lo recomendable es pedir el feedback de los empleados sobre las las ideas elegidas. Además, esta técnica colabora a que los miembros de tu empresa se sientan incluidos y escuchados.

Hasta aquí llegamos con la información acerca de la toma de decisiones en tu empresa. Esperamos que te haya servido. Desde Academia Crandi, queremos brindarte todas las herramientas que estén a nuestro alcance para que tu empresa llegue al éxito.

¡El mundo digital está cambiando y tus clientes están cambiando con él! ¿tu empresa se está quedando atrás? ¡Nosotros te ayudamos! En nuestro curso ‘La receta del éxito para tu Empresa’, te mostramos las áreas en la que deberás enfocar tus procesos de transformación y las herramientas necesarias para hacerlo. ¡Evolucioná con tus clientes y lográ un crecimiento exponencial en pocos meses!

Curso 100% online: "La receta del éxito"

¿Tenés alguna duda? ¡Dejanos tu comentario!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

lineas shape 01
circulo gris

¡Suscribite a nuestro Newsletter!

Y recibí en tu casilla de correo todas las novedades sobre Marketing y Venta Digital de la Academia.